lunes, 18 de abril de 2011

Previsión Meteorológica


Contra todo pronóstico, San Gonzalo ha salido este año. Un deleite para los sentidos y para el alma de los amantes de la Semana Santa en Sevilla.

El parte meteorológico llevaba semanas anunciando una Semana Santa pasada por agua. Las voces más pesimistas ni siquiera contemplaron la posibilidad de que salieran los pasos el Lunes Santo.

El Cautivo fue el primero en pronunciarse, confirmando las previsiones: este año no harían estación de penitencia.

Las miradas de los capillitas se dirigen automáticamente hacia las siguientes, cuyas Juntas de Gobierno permanecen reunidas para decidir qué hacer. Algunas piden aplazar su salida. Finalmente Santa Genoveva, San Gonzalo y el Beso de Judas se animan a salir. No pensaba ir, pero al escuchar que San Gonzalo está en la calle, no puedo resistirme. Yo voy escuchando "El llamador" por la radio mientras conduzco, contrarreloj, hacia Triana. Las procesiones recorren las calles con prisas, San Gonzalo ha adelantado su salida 15 minutos, pero para mi sorpresa y al contrario que los otros pasos, el paso del cristo, el misterio, se recrea en su barrio.


Los astros parecen conjurarse para permitirme llegar a tiempo. Encuentro aparcamiento, no muy legal pero si permitido en estos días, a escasos 50 metros de donde está pasando el Señor del Soberano Poder ante Caifás, y puedo comprobar que las sospechas de lluvia no han podido mermar el ánimo de los costaleros, que mecen con mimo el paso de su misterio, derrochando arte y espectáculo ante el público congregado, como cada año, en la puerta del asilo.

Hasta pronto.

Se me cuidan.

3 comentarios:

baston dijo...

nada más empezar a leer tu entrada de la semana santa,ha empezado a sonar la canción que pones de pablo alborán...combinación genial :) que recuerdos mi españa jeje

Cita dijo...

Soy muy poco católica y muy poco penitente... me encanta el pecado.
Besos
Cita

La_Esperada dijo...

Baston:

Jajaja... qué cosas tiene el azar...

Cita: yo no soy nada católica, penitente aún menos, aunque tendría pecados para dar y regalar, pero soy producto de las tradiciones de mi gente.

Besos a los dos!

Amnistía Internacional