lunes, 15 de junio de 2009

"Puedes pasar 20 años con tu vida exactamente igual...

... y de pronto un día se te da la vuelta completamente y en ese día cambia todo lo que no te ha cambiado antes.- reflexionaba una amiga a veces.- La vida es impredecible, nunca sabes lo que te espera".


Ella hablaba por experiencia. Después de dos décadas de predecible y tranquila rutina, de haberse casado con el hombre que creía sería el amor de su vida, de haber tenido a la que entonces era su única hija, de pronto el destino giró a la izquierda y a tomar por culo la predectibilidad.



A veces recuerdo sus palabras, normalmente con esperanza.


Hay cosas del pasado que no podemos dejar atrás, por más que lo intentemos. A veces parece que lo conseguimos, pero no es cierto: siempre vuelven.

Otras las perdimos y no podemos recuperarlas, porque por más que retrocedamos mentamente, ni siquiera logramos recordar cuándo dejamos de tenerlas, cuál fue ese momento en que eso o esa persona desapareció de nuestro lado.

Hay cosas del presente que nos gustaría que duraran para siempre, y aunque sabemos que no será así, preferimos vivir con los ojos cerrados a las verdades más evidentes.

Y hay cosas del futuro que ni siquiera llegamos a plantearnos que puedan tener lugar en nuestras vidas, pero que aparecerán, aunque sólo sea por amor a lo inesperado. Al destino le gusta jugar y en su omnipotencia le gusta darnos ventaja de vez en cuando. A veces el camino recorrido es tan grande, que pensamos que podemos controlar nuestras vidas, nos acomodamos y jugamos a imaginar que sabemos lo que pasará después. En un momento de osadía, quizá creamos incluso que podemos cambiarlo a nuestro antojo. Pero el tiempo se encarga de demostrarnos cuán equivocados estábamos.

"Dios no sólo juega a los dados, sino que a veces los lanza donde no podemos verlos" Stephen Howking.


Se me cuidan.

10 comentarios:

Mirta dijo...

Muy bueno.
Estoy de acuerdo.
es una teoría sobre el destino o sobre el caos? el otro día lo hablaba con Lady Lo..o es que el destino no es más que el cao?

LaEsperada dijo...

Creo que el destino y el caos, como todos los extremos, se tocan por las puntas. El caos también tiene sus reglas, sino que le pregunten a los matemáticos :D

Besos!

Anónimo dijo...

Te han despedido?

El otro dia me acorde de ti.Comi en un libanes,makluba. Sabe diferente con el cordero

LaEsperada dijo...

Hasta lo que yo sé sigo en mi empresa. Pero estoy por preguntar en recursos humanos, porque ya tantas dudas me tienen escamá.

Besos everybody!

Mirta dijo...

tantas dudas?? dudas de los lectores, no? Tú sigues sabiendo que trabajas, no??

LaEsperada dijo...

Jajaja
Sí, de momento sigo.
:)

Candela dijo...

Hola guapa.

Dulce va a hacer un concurso de cuentos eróticos.

Quizás te interese.

Entra en su página y le echas un vistazo.

Besitos.

LaEsperada dijo...

Gracias

Anónimo dijo...

y tu otros 20 años sin cambiar la entrada del blog?

LaEsperada dijo...

Jajaja

Amnistía Internacional